Rescatando a Ventura Aguilar

venturaaguilar_cantosdeuncanarioGuardo entre mis tesoros un raro ejemplar de los Cantos de un canario : colección de poesías, del novecentista grancanario Ventura Aguilar, editado en Madrid en 1854.  Su producción literaria guarda algunas semejanzas con otros poetas como Roque Morera e incluso Domingo Rivero, en el sentido de que, pese a su escasa producción, alcanzaron reconocimiento.

Sin embargo y en estos Cantos, destacó su glosa del más trágico acontecimiento vivido en Gran Canaria tras su conquista: la epidemia de cólera morbo sucedida en 1851 y que devastó gran parte de su población y en particular la de su capital, destruyó la economía local y aisló a la Isla de cualquier humano socorro por decisión de las autoridades de Tenerife.

Esta tragedia nuestra sólo puede comparársele a la peste negra que en el medievo asoló Europa y Asia. Tal fue su impacto en Gran Canaria, donde falleció el 20% de toda la población de su capital que, según el detallado estudio del Dr. Juan Bosch Millares en su Historia de la Medicina en Gran Canaria,

se pensó que el único remedio era abandonar la ciudad y darle fuego para sofocar el poder mortífero del cólera

Ventura Aguilar, coetáneo de todo ello, narró de forma desgarradora lo sucedido en su poema El cólera morbo:

Cuando saliendo cenicienta nube
De la africana costa malhadada
A las montañas lentamente sube
Que cercan la ciudad del Guiniguada.
Cual fúnebre crespon se va estendiendo,
Y la mar y las cumbres envolviendo.
De los canes los lúgubres aullidos
Que muertos en la calle se encontraban,
De fatídicas aves los graznidos
Alguna plaga horrenda presagiaban.

Placa en la Atalaya de Santa Brígida (Gran Canaria) de enterramientos de la epidemia de cólera morbo

Placa en la Atalaya de Santa Brígida (Gran Canaria) de enterramientos de la epidemia de cólera morbo

Buscando en catálogos disponibles en línea, la Biblioteca de la universidad grancanaria no cuenta con él, y la de La Laguna cuenta con tan sólo un ejemplar. Por ello, y por no haber sido reeditado jamás, próximamente lo pondré a disposición de todos mediante su digitalización a través del portal Memoria digital de Canarias (mdC) de la Biblioteca de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, para que cualquier canario o foráneo disfrute de su lectura. [Actualización: el libro ya está disponible para su consulta íntegra pulsando aquí]

Convendrán conmigo que no hay mejor homenaje, para cualquier buen autor, que la reedición de su obra y el rescate del olvido. Ahora por fin le ha tocado a Ventura Aguilar. Espero que pronto sean muchos mas. Así podremos todos decirle:

– Hola hermano, has vuelto a la vida. Ya estás de nuevo entre nosotros.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo Gran Canaria, por supuesto, Leer es lo que vale, Memoranda

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s